El periodico austral

El Mundo

El papa Francisco y la condonación de la deuda externa

El papa Francisco le ha pedido al mundo una misión utópica en tiempos del coronavirus: lograr que los países ricos, respaldados por organismos financieros en los que influye Donald Trump, perdonen a los más pobres su abultada deuda externa.

Publicado

el

Papa Francisco

Ante la ausencia de liderazgos mundiales, su mensaje ha llegado claro y esperanzador para los habitantes de distintas regiones del planeta, devastadas por una enfermedad que aún carece de una vacuna que la contenga.

Desde que fue descubierto en el mercado de mariscos de Wuhan, China, a principios de diciembre, el coronavirus ha matado ya a más de 150.000 personas (37.000 en Estados Unidos) y contagiado a 2.259.317, según informes de la universidad estadounidense Johns Hopkins, que actualiza sus registros constantemente, y un poco menos si se toma la actualización diaria de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La voz del Papa contrastó con los mensajes relativizantes que al principio de conocerse el mal tuvieron Trump o el primer ministro británico, Boris Johnson, quien padeció y se repuso luego de la Covid-19.

Durante la misa de Pascua, el pasado 12 de abril, Jorge Bergoglio solicitó, además, que por razones humanitarias se relajen las sanciones que se mantienen contra varios países, entre ellos Venezuela, para facilitar la ayuda internacional.

El pontífice dijo que este “no es el tiempo del egoísmo” y pidió que “se afronten por parte de todos los países las grandes necesidades del momento, reduciendo, o incluso condonando la deuda que pesa en los presupuestos de aquellos más pobres”.

Días después, el 15 de abril en Dubai, funcionarios del Grupo de los 20 (G20) acordaron un enfoque coordinado para suspender el pago de la deuda y los intereses de los países más pobres, desde el primero de mayo y hasta fin de año.

Un total de 76 países están en condiciones de acceder a la moratoria, incluidos unos 40 en África subsahariana, informó el ministro de Finanzas francés, Bruno Le Maire.

Sin embargo, el secretario del Tesoro estadounidense, Steven Mnuchin, pidió que el Fondo Monetario Internacional (FMI) y al Banco Mundial (BM) se ciñan a su mandato específico, incluida la “sostenibilidad de la deuda”, en vez de buscar ayuda para los países más pobres.

No es la primera vez que el papa Francisco hace este tipo de reclamos a los organismos financieros. Generalmente sus intervenciones generan polémica, tanto en sectores de izquierda como de derecha.

El pontífice, nacido el 17 de diciembre de 1936 en el barrio porteño de Flores, viene sacudiendo con sus mensajes las estructuras conservadoras de la Iglesia católica.

“El Papa ha reiterado el pedido de condonación de la deuda. Es importante que en esta crisis sanitaria global, que afecta a la economía como nunca desde el crack de 1929, se avance en la dirección que apunta el titular del trono de San Pedro”, dijo a Télam Alejandro Simonoff, doctor en Relaciones Internacionales de la Universidad de La Plata (UNLP).

Simonoff opinó que “desde el poder político, los estados serán más accesibles al mensaje del Papa”, pero advirtió que “los organismos multilaterales de crédito y los inversores globales se manifestaran menos permeables, ya que representan a los sectores financieros mundiales”.

Desde que fue elegido al frente del Vaticano, el 13 de marzo de 2013, Bergoglio se ha empeñado en tener una mirada singular hacia los más pobres y desamparados.

El Papa ha tenido también una mirada especial para América latina y el Caribe, región que según el BM cerrará 2020 con una caída del PBI del 4,6%.

No solo manifestó su preocupación por Latinoamérica, sino también por la solidaridad que debe existir en Europa, especialmente en aquellos países que más han sufrido el coronavirus como Italia, España, Francia y el Reino Unido.

Su mensaje no ha concitado reacciones inmediatas ni de Trump ni de los líderes europeos, entre ellos la jefa del gobierno alemán, Angela Merkel, con la que el Papa se reunió por última vez a mediados de junio de 2017.

Hay, sin embargo, otras personalidades mundiales que alzaron su voz en medio de la pandemia, como el magnate informático y filántropo estadounidense Bill Gates, quien se pronunció a favor de fortalecer los sistemas de salud.

“Llevo 20 años pidiendo a los líderes mundiales que inviertan en la salud de las poblaciones más pobres del mundo. Las pandemias nos recuerdan que ayudar a los demás no solo es correcto, sino que es inteligente”, dijo Gates, en una columna de opinión del diario El País de España.

Continuar leyendo

El Mundo

Se ampliará la apertura de la Frontera con Chile

Publicado

el

La Delegada Presidencial Romina Álvarez, confirmó que se extiende el horario de atención al público en el paso fronterizo Dorotea.

El mismo comenzará atender de manera continúa de 08:00 a 19:00 a partir del jueves 11 de agosto.

“En el mes de julio solicite una audiencia con el Cónsul de Chile de la ciudad de Río Gallegos y el día 26 se concretó. Se habló específicamente de una flexibilización del horario de atención y esto se confirmó”, expresó el concejal Samir Zeidan.

Continuar leyendo

El Mundo

Ucrania informó que el papa Francisco visitará Kiev antes del 13 de septiembre

Publicado

el

El papa Francisco visitará Kiev antes de viajar a Kazajistán el próximo 13 de septiembre, aseguró a EFE hoy el embajador de Ucrania ante la Santa Sede, Andrii Yurash, después de mantener un encuentro con el pontífice en el Vaticano.
La Santa Sede por el momento no ha confirmado esta posibilidad.

“Ucrania durante muchos años, y especialmente desde el inicio de la guerra, ha estado esperando al Papa y estará feliz de saludarle antes de su viaje a Kazakistán”, publicó el diplomático en su perfil de Twitter, junto con algunas fotos del encuentro.
Francisco ha confirmado un viaje apostólico a Kazajistán del 13 al 15 de septiembre para participar en el VIII Congreso Mundial de Líderes de Religiones Mundiales y Tradicionales.

Durante la reunión, reveló, Francisco le dijo: “Quiero expresar mi cercanía con mi visita” a Ucrania.
En la rueda de prensa en el avión papal de regreso de Canadá, el 30 de julio, Francisco Había reiterado su voluntad de viajar a Kiev: “Veremos lo que me encuentro cuando llegue a casa”, dijo entonces, en referencia a los preparativos de la diplomacia vaticana para este posible viaje.
Ayer viernes, el pontífice recibió en audiencia al nuevo responsable de Asuntos Exteriores del Patriarcado de Moscú, el metropolita Antonij di Volokolamsk, representante del patriarca Kiril, que siempre ha justificado y animado la invasión de Ucrania.

Francisco y Kiril dieron un paso hacia el entendimiento el 12 de febrero de 2016, abrazándose en La Habana, en el primer encuentro entre ambos líderes de estas dos iglesias en casi un milenio, desde el Gran Cisma del año 1054.
Sin embargo, no han escondido sus divergencias en relación con la invasión de Ucrania y el pasado marzo, en una vídeoconferencia, Francisco le reprochó que las guerras son siempre injustas.
“Las guerras son siempre injustas porque quien las paga es el pueblo de Dios. Nuestros corazones no pueden no llorar ante niños, mujeres asesinadas, ante todas las víctimas de la guerra. La guerra nunca es el camino”, argumentó el Papa ante el patriarca, conocido apoyo del presidente ruso, Vladimir Putin.
Francisco, con algunos problemas de rodilla que le obligan a usar a menudo la silla de ruedas, ha decidido confirmar este viaje apostólico a Kazajistán.
En este evento podrían coincidir ambos líderes religiosos, según avanzan algunos medios especializados, si bien esta posibilidad no ha sido confirmada todavía ni por el Vaticano ni por Moscú.
En la agenda oficial del pontífice en Kazajistán se ha reservado un espacio al mediodía del 14 de septiembre a “encuentros privados con algunos líderes religiosos”, sin aportar más detalles.

Continuar leyendo

El Mundo

Por el deshielo de un glaciar encontraron los restos de un avión siniestrado hace 54 años

Publicado

el

Los restos de un avión que se estrelló en los Alpes suizos en 1968 han quedado al descubierto debido al deshielo del glaciar donde se produjo el siniestro.
La Policía suiza informó este viernes que el chasis de la aeronave fue detectado un día antes en el glaciar de Aletsch, en el suroeste del cantón de Wallis, cerca de las cumbres de la Jungfrau y Monch.
Según el comunicado policial, citado por medios locales, las investigaciones determinaron se tratan de los restos de un Piper Cherokee, registro HB-OYL, que se estrelló en este lugar el 30 de junio de 1968.
El diario suizo 24 Heures precisa que a bordo del avión iban tres personas, un profesor, un médico jefe y su hijo, todos de Zúrich. Sus cuerpos fueron encontrados tras el accidente, pero no así los restos de la nave.

Las fuerzas del orden informaron que los trabajos para la recuperación de los restos se llevarán a cabo lo antes posible. “En el momento del accidente, hace más de cincuenta años, los medios técnicos para recuperar los restos de aeronaves en terrenos difíciles eran limitados”, explica la Policía.

Según el medio, un guía de montaña descubrió los restos durante una expedición en la zona. Debido al cambio climático y al derretimiento del glaciar, la ruta ha cambiado desde entonces y ahora pasa por donde se encontraron los pedazos del avión.
También quedaron a la vista numerosas piezas en un radio de 100 metros. “Encontramos un estuche para gafas, un sombrero y también partes individuales del avión, como el asiento y las alas”, comentó el guía de montaña Dominik Nellen al medio Blick.
“Debido al derretimiento de los glaciares, particularmente en verano, es posible que otras piezas o restos del accidente se desprendan del hielo”, añade el comunicado de la Policía.

Continuar leyendo

Notas mas destacadas